Buscador Avanzado de Películas
USUARIO ANÓNIMO: Identifícate | Regístrate
 
 

Primitivo


Argumento

En un remoto lugar de Africa existe un depredador que ha acabado con más de 300 vidas humanas. Inspirada en un caso real, Primeval nos sitúa en el epicentro de la historia, cuando un equipo de televisión americano se marcha a Africa para hacer un reportaje.

El horror comienza cuando el productor, el cámara y el resto del equipo se internan en el río. Cuanto más se acercan al sujeto de su noticia, más se aproxima la muerte.

Imágenes


CRÍTICA DE AULLIDOS.COM

Por Enrique Abenia

No es frecuente que una serie B incluya cierta carga de denuncia política, por muy superficial que esta sea, en su argumento. Por eso es de agradecer la existencia de un filme como “Cocodrilo, un asesino en serie” (“Primeval”, en su original en inglés). La película de Michael Katleman sigue punto por punto las premisas de los largometrajes cuyos protagonistas son amenazados por una bestia de la naturaleza, pero al menos su guión se esfuerza por alejarse de ellas al hacer referencia a la problemática política y social de Burundi, país en el que se desarrolla la acción. Al final de la película, el personaje principal dice que el hecho de que “Gustave”, el sanguinario cocodrilo, ataque a los hombres se debe a la multitud de cadáveres que causó la guerra civil. Aunque algo forzado y sin venir mucho a cuento en la escena, esa reflexión viene a evidenciar que el verdadero monstruo es el ser humano, así como quien acaba sufriendo las consecuencias.



“Cocodrilo, un asesino en serie” está inspirada en hechos reales. Al parecer, “Gustave” devoró a casi 300 habitantes en aldeas cercanas al lago Tanganyka (se dice que todavía sigue vivo) y motivó varios reportajes en revistas científicas. La aparición de este enorme reptil como figura del horror es frecuente en el cine, como demuestran infinidad de producciones televisivas, la infravalorada “Mandíbulas” o “El territorio de la bestia”, de próximo estreno. Lástima que Katleman nunca muestre a “Gustave” del todo y sus ataques casi siempre tengan lugar de noche, quizá para ocultar lo escueto del presupuesto. Pese a esta deficiencia, la película cuenta con una buena fotografía y el realizador muestra su saber hacer en las secuencias de acción, no demasiadas, puesto que más que una obra de terror se trata de una de aventuras.



El reparto cumple, aunque sus personajes no dan para mucho. Resulta llamativo que el inexpresivo Dominic Purcell, famoso por su papel de Lincoln Burrows en “Prison Break” y que parece haber enfocado su carrera hacia la serie B, comparta cartel con el cómico Orlando Jones, quien da vida al amigo graciosillo del protagonista (es de agradecer que no abuse de las bromas el tiempo que permanece en pantalla). También participa el alemán Jürgen Prochnow, quien hace unos años tocó fondo con “House of the dead”, de Uwe Boll.



La película es un entretenimiento digno que merecía mejor suerte en la taquilla, ya que pasó fugazmente por la cartelera, por más que no deja de ser un producto que se olvida tras acabar su visionado.



Lo mejor: su intento por desmarcarse de obras similares, aunque no lo consiga.



Lo peor: su ridículo título en español, que puede dar lugar a equívocos.




NOTICIAS RELACIONADAS




POPULARIDAD
332
de un total de 9821

Discreta

CRÍTICAS DE LOS USUARIOS

Busqueda de Películas
   

BÚSQUEDA ALFABÉTICA
#  A  B  C  D  E  F  G  H  I  J  K  L  M  N 
O  P  Q  R  S  T  U  V  W  X  Y  Z 

DESTACADO

ARTÍCULOS Y ESPECIALES
HITCHCOCK Y EL TERROR
 
Nacido en 1899 y muerto en 1980. Alfred Hitchcock es considerado uno de los mejores directores de todos los tiempos. En su filmografía podemos encontrar títulos como "Psicosis" o "Los Pájaros".
 

LANZAMIENTOS EN DVD Y BLU-RAY
-