Crítica: "Housebound"

El título neozelandés de casas encantandas dirigido por Gerard Johnstone que ha podido verse en el marco del Festival de Sitges
Kyle Bucknell es una joven que se ve obligada a regresar a la casa en la que creció bajo arresto domiciliario. Allí, su castigo se verá incrementado por tener que vivir junto a su madre, Miriam, quien esta convencida de que la casa está encantada.

Kylie rechaza las supersticiones de su madre, pero pronto ella misma comenzará a experimentar unos inquietantes rumores y golpes durante las noches. ¿Habrá heredado la imaginación hiperactiva de su madre o en realidad la casa estará poseída por un espíritu hostil?


LEER CRÍTICA DE LA PELÍCULA

Critica Housebound

Etiquetas: Sitges 2014